Una lactancia virtual

Estándar

Image

Una madre lactante regresa al trabajo luego de 4 meses de licencia. Se reinserta al mundo laboral con el 90 % de su cerebro enfocado a su hijo y el 10% a todo lo demás.

Por si algunos tienen alguna duda de qué es todo lo demás: una misma y todas sus necesidades y hormonas revueltas luego de un post parto, que para cada una es muy especial y diferente. Además de, en muchos casos, una pareja, y todos los vuelcos dentro de esta loca etapa de hormonas revueltas aumentada por el regreso al mercado laboral y sus exigencias. Agrégale todas las necesidades que tiene como familia. Auméntale una reducida, pero finalmente, existente vida social. Por ahí que algún problemilla que resolver y si sigo, no termino.

Pero bueno, volviendo al tema del regreso al trabajo luego del nacimiento, tengo que decir que para mí, fue como regresar al colegio luego de las vacaciones de verano. Y coincidí además con el verano. Entonces, me sentí tal cual. Fue lindo. Las personas quieren saber de ti y de tu nueva extensión viviente que dejaste en tu casa con alguien que lo cuida, y tú tan pendiente de él.

Llego a estar tan pendiente, sobre todo los primeros meses de separación, que en mi día a día, en la lista de pendientes y de reuniones, incluyo los horarios de la toma de leche para yo sacármela y respetar las tomas, y así seguir produciéndola.

Y todo eso gracias al Lactario. Gracias a este espacio, como me dijo Adriana, una mamá súper disciplinada para la lactancia de mi trabajo, me puedo sacar la leche cuando lo necesito y, literalmente como ella me dijo “sientes que no lo estás abandonando”.

Entonces voy, me encierro unos 20 minutos en este cuartito, pongo música para desconectarme, no llevo los celulares del trabajo, solo el personal, y conecto al robot.

Debo decir que el Medela Breast Pump que me regaló mi tío Max, ha sido uno de los regalos más útiles en el proceso de Lactancia Materna Exclusiva. No he probado otro extractor de leche, pero confieso que estoy 95% satisfecha con su desempeño.

Qué genial es poder seguir dando leche en los tiempos modernos. O mejor dicho, qué bueno que estoy en los tiempos modernos, que me permiten dar leche a la distancia.

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s